¿Recordáis Reverie? ¿El primer y espectacular vídeo realizado con una Canon EOS 5D Mark II obra de Vincent Laforet? Pues parece que a Geoff Stewart (The Witch of Portobello) le gustó el título y ahora nos presenta el primer largometraje rodado íntegramente con una Nikon D90.

Protagonizada por Zach Sanchez (World’s Greatest Dad), la película se desarrolla en los parajes naturales de River Valley (Illinois) seis años después de que un catastrófico incendio devastase la zona. Allí, una serie de eventos conducen los caminos de dos antiguos amigos hasta reencontrarse, lo que abrirá antiguas heridas de un pasado oscuro que amenaza con derrumbar la frágil vida que han construido desde entonces.

Aunque de momento no cuenta con ninguna compañía que lo distribuya, sus creadores están en conversaciones con Claudia Mammana (Platoon, Wharlock) y esperan llegar a un acuerdo con Arnold Kopelson (El Fugitivo, Seven) y Antonio Llorens (Un Cuento Chino). Además, también andan detrás de Nikon con vistas a publicitar el papel de la D90 en la realización de la película y lo que significa para otros realizadores independientes.

En los foros de Dpreview, que es donde supe de la existencia de este film, andan peleándose a causa de que Alles Mist, el cámara de Reverie, escogiese la D90 en lugar de la 5D Mark II basándose en que la primera graba a 24 fps en lugar de los 30 fps de la segunda. Aunque parece un detalle absurdo teniendo en cuenta la mayor resolución de la cámara de Canon (1080p en lugar de 720p), es cierto que aun sin darnos cuenta, años de costumbre hacen que asociemos los 24 fps al cine y los 30 fps a la televisión. Yo me lo tomo con más filosofía y mientras aprecio el extra de resolución de la 5DMk2 y el recién estrenado modo manual (no disponible cuando Mist tomó su decisión), espero que Nikon siga apostando por los 24 fps para que Canon los desbloquee mediante otra actualización de firmware en el futuro.

Sitio oficial | Reverie